Table of Contents

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en reddit
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp

Definición de vivir el momento: Estar realmente presente, mental y físicamente, en un momento sin preocuparse por el pasado o el futuro. Vivir el día de hoy y disfrutar cada momento que pasa.

Vivir en el momento; un concepto que podemos entender, pero que muchos de nosotros nunca experimentamos. Hay muchos métodos que pueden ayudarnos a alcanzar este estado, pero llevarlo a la práctica es realmente un arte. Está de más mencionar que esforzarse por vivir activamente en el momento trae beneficios ilimitados. Si bien el pasado ya pasó y el futuro ocurrirá eventualmente, son simplemente ficción, que reside en nuestra mente. El pasado es una colección de recuerdos y el futuro sólo existe en nuestra imaginación.

Una de las principales fuentes de sufrimiento es habitar en el pasado y/o en el futuro. Esto trae tremendo dolor innecesario, al vivir fuera del momento actual. La verdad es que el momento presente es todo lo que existe, y todo lo que existirá. Esta declaración debería decir mucho acerca de la importancia de vivir en el momento.

Usa la consciencia como tu principal herramienta

La consciencia es un término vago para un estado donde estás totalmente consciente de algo o haces algo con un enfoque consciente. Esto puede ser logrado con la ayuda de varios métodos, literalmente a lo largo de todo un día. Cada momento entrega una oportunidad única de la que puedes ser consciente. Esto puede hacerse simplemente al pensar antes de hablar, o cambiando la dirección de un pensamiento negativo. Esto es más fácil para algunos que para otros, sin embargo todos tenemos lo que se necesita para estar naturalmente conscientes si están dispuestos a poner un poco de esfuerzo. Demasiada gente tiene la creencia de que están siendo controlados por sus pensamientos. Si bien los pensamientos van y vienen en contra de nuestra voluntad, cada uno de nosotros toma la decisión: darle vueltas a un pensamiento, dejarlo ir, o cambiar su dirección.

Cuando realmente tomamos el control del poder de nosotros mismos, el acto de estar consciente se vuelve algo fácil, sin esfuerzo. La práctica no hace al maestro, pero sí que nos hace muy buenos. Cuando nos volvemos más conscientes, estamos más atentos a todo lo que pasa en nuestro mundo interior y exterior. Esto es una gran herramienta para disfrutar el momento por lo que es y estar presente. Una de las maneras más efectivas de practicar un estado consciente y mejorado es a través de la meditación. De hecho, podemos referirnos a la meditación como una forma de consciencia. La meditación ofrece un espacio en tu cabeza para enfocarse intensamente en una cosa individual. Por ejemplo, puedes enfocarte en tu respiración o enfocarte en la luz de una vela para alcanzar un estado meditativo. Cuando estás en este estado, eres incapaz de enfocarte en cualquier otra cosa que no sea lo que le estás poniendo atención. Cuando alcanzas un estado verdaderamente meditativo, sin siquiera tratar o poner esfuerzo estarás existiendo en el momento presente. No solamente aumentarás tu sentido de consciencia, sino que se ha probado que la meditación aumenta tu estado de ánimo y, además, la función cerebral .

Si a menudo te sientes decaído o necesitas un impulso de tu estado de ánimo, reducir tu estrés, entonces te podrás beneficiar altamente con técnicas de consciencia como yoga, meditación, diferentes formas artístcias, etc. Todo este trabajo te ayudará a vivir en el momento. ¡Recuerda que la consistencia es clave!

Flow State

El estado de Flujo

Hay mucho entusiasmo acerca de esta discusión, y hay una buena razón para ello. Esencialmente, el “estado de flujo” es un estado mental que permite que estés 100% comprometido en el momento presente con la ayuda del flujo. Éste es un estado mental que ocurre mientras un individuo está realizando una actividad en la que está completamente inmerso, cualquiera que ésta sea. Todo lo que esté fuera de la actividad que estás realizando parece desaparecer, y todo lo que importa eres tú y lo que estás haciendo. Estás en el momento por completo.

Como ejemplo, imagínate que estás en una costa rocosa, caminando por las rocas solo y descalzo. Miras cuidadosamente hacia abajo y pones tus pies exactamente donde deben estar, con tal de no caerte entre las rocas. Ya que te vas acostumbrando, comienzas a aumentar la velocidad. Comienzas a tener más confianza y sigues acelerando. Antes de que te des cuenta, estás corriendo por las rocas mientras las olas se rompen a tu lado. No tienes absolutamente nada más en tu mente, simplemente estás fluyendo por las rocas. Un sentimiento de completa felicidad se apodera de todo tu ser. Estás en el estado de flujo. Estás en el momento. ¡Estás libre!

Entrar al estado de flujo es sanador para tu salud mental. Puedes perder la noción del tiempo, sentirte más lúcido que de costumbre. Hacer esto tan a menudo como te sea posible, aumentará tu estado de consciencia y te hará sentir más agudo en el estado de resplandor que le sigue. La ciencia nos cuenta que el cerebro libera una enorme cascada de hormonas positivas cuando estás en el estado de flujo. Este estado “mágico” le permite a tu cerebro liberar grandes cantidades de dopamina, anandamida, norepinefrina, endorfinas y serotonina. Todos estos químicos mejoran el rendimiento e inducen el placer, que afectan positivamente a tu estado de ánimo, disuelven el estrés. Tener este flujo de químicos de felicidad en nuestro sistema trae resultados inevitables en un estado mental más positivo y controlable.

Este estado mental podría ser el mejor ejemplo de vivir en el momento presente, ya que al estar en el estado de flujo simplemente no puedes realmente sumergirte más en el momento. Parece ser imposible que los humanos vivan más en el momento que lo que nos permite este estado.

Mejorar tu calidad de vida

Vivir en un estado constante de estrés a causa del futuro o del pasado causa un montón de efectos negativos en el cerebro. Estar presente en el momento y usar el estado de consciencia para la ansiedad es una gran manera de mejorar tu calidad de vida. Cuando te sientas ansioso, ¿qué causa esos sentimientos? Pensar demasiado acerca del futuro/pasado, ¿verdad? Permitirte ser absorbido por esos momentos sólo te causará estrés, ansiedad y, algunas veces, incluso depresión. Nuestros cerebros son tan complejos que incluso tenemos la habilidad de preocuparnos de cosas que ni siquiera están ocurriendo. Si bien hemos evolucionado de muchas maneras positivas, definitivamente la experiencia humana tiene ventajas y desventajas. Muchos altibajos, y obstáculos inevitables. Usar el estado de consciencia para la ansiedad, y otras molestas emociones humanas es la nueva y mejorada terapia. Lo mejor que puedes hacer con esta experiencia es tratar de mejorar lo que puedas. Tenemos muchas más alternativas que lo que creíamos. Lo que permitimos que ocurra en nuestra cabeza, inevitablemente influirá en otros aspectos de nuestras vidas.

Closing Thoughts

Pensamientos finales

La vida es extremadamente frágil y corta. Esto puede llevarnos a la desesperación o inspirarnos lo suficiente para hacer lo mejor que podamos con nuestras vidas. Es hora de que los humanos usemos nuestro poder para dirigir nuestro destino, usando de manera positiva las herramientas que se nos han dado. Todos tenemos un compromiso de crear la vida que deseamos.

Vivir en el momento parece ser fácil a simple vista, sin embargo es una necesidad profundamente arraigada para vivir una vida larga, feliz y saludable. ¿Estás listo para realmente comenzar a vivir? Sumérgete en el momento presente; sumérgete en tu verdadero yo.

Artículos interesantes para leer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share on social media

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en reddit
Compartir en telegram

More on this topic